Francia Márquez cierra su gira por Sudamérica en Bolivia antes de asumir la vicepresidencia

La próxima vicepresidenta de Colombia, Francia Elena Márquez Mina, continúa su gira por Latinoamérica antes de asumir su cargo, el 7 de agosto. Hasta ahora, el periplo ha incluido visitas a Brasil, Chile, Argentina y ahora, su última parada ha  sido Bolivia.

Fue recibida en el aeropuerto El Alto por María Nela Prada, ministra de la Presidencia, quien destacó la figura de Márquez como la primera mujer, afrocolombiana y feminista que asumirá la Vicepresidencia de ese país.

«¡Bienvenida a nuestro Estado Plurinacional de Bolivia, querida hermana Francia Márquez! Primera mujer, afrocolombiana, lideresa popular y feminista, que asumirá la Vicepresidencia de Colombia», expresó la ministra de la Presidencia, María Nela Prada.

Una colorida ceremonia que incluyó un ritual a la Pachamama -madre Tierra- dio la bienvenida este lunes a la vicepresidenta electa de Colombia, Francia Márquez, en su visita a Bolivia una semana antes de asumir junto al presidente electo Gustavo Petro.

Acompañada por el vicepresidente boliviano, el aymara David Choquehuanca, Márquez prendió la ofrenda frente a la casa de gobierno en La Paz mientras bailes tradicionales amenizaban la ceremonia, que incluyó una danza de afrobolivianos a la que la política colombiana fue invitada a participar.

Recibió el saludo de líderes de organizaciones sociales e indígenas de Bolivia y habló frente a una nutrida concurrencia. “Colombia es un desafío para mí y para (Gustavo) Petro. Vengo de regiones y pueblos marginados .La casa grande, la Pachamama está agonizando. Por eso nuestra apuesta es devolver la paz y la dignidad a Colombia para reconocernos en nuestras diversidades y eso significa enfocarnos en la paz y en el cambio climático”, dijo  la líder afroambiental Caucana.

Concluyendo con su gira internacional, la vicepresidenta electa, Francia Márquez, llegó a Bolivia y se reunió con el presidente de ese país, Luis Alberto Arce Catacora, y con el vicepresidente boliviano, David Choquehuanca, quienes hablaron sobre los intereses bilaterales en los que comenzarán a trabajar a partir del 7 de agosto.

“Agradecemos al presidente de Bolivia, Luis Alberto Arce Catacora, y al vicepresidente, David Choquehuanca, por recibirnos en Casa Grande Del Pueblo. Hoy como pueblos hermanos nos abrazamos para hacer de América Latina una potencia mundial de la vida”, aseguró Márquez.

Por su parte, el presidente boliviano destacó la visita de Márquez al país y reiteró que podrán comenzar a trabajar con más fuerza.

La política colombiana se reunió en privado con el expresidente Evo Morales, el primer presidente indígena boliviano (2006-2019) y actual jefe del gobernante Movimiento al Socialismo (MAS).

En su gira por Sudamérica, Márquez pidió encarar de forma regional la lucha contra el hambre, los desafíos del cambio climático y la reparación de los pueblos afrodescendientes e indígenas.

 

Además, desde Argentina, donde se reunió con el presidente, Alberto Fernández, abogó por abrir el debate sobre la legalización de las drogas a nivel global, ya que según sus dichos, esto permitiría «disminuir las violaciones a los derechos humanos» y plantear una nueva economía.

Según un comunicado emitido por la Casa Rosada, las autoridades analizaron la coyuntura internacional y la agenda de trabajo común entre Argentina y Colombia.

«Nuestras luchas nos hermanan»: Los temas que abordaron Alberto Fernández y Francia Márquez en su reunión en Argentina

En Brasil, Márquez se reunió a puertas cerradas con el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva. A través de su cuenta de Twitter, la segunda a bordo del gobierno de Petro reveló que había sostenido un «encuentro fraterno y constructivo» con el candidato presidencial del Partido de los Trabajadores (PT).

«Gracias Lula, gracias Brasil por su hermandad», agregó. En Chile, Márquez se reunió el presidente, Gabriel Boric, a quien no solo le agradeció «fraterna acogida» en el país suramericano, sino también la disposición del mandatario para «trabajar por la paz de Colombia».

La próxima vicepresidenta abordó otros temas de agenda con el mandatario chileno y expresó su satisfacción por la apertura de ese diálogo. «Valoramos su disposición para trabajar en una nueva política de drogas, en contra del racismo, el cambio climático y en favor de la justicia de género», puntualizó.