Revelan detalles de la muerte de alias «Mayimbú» en el Norte del Cauca

Tras una reunión de  seguridad en una rueda de prensa  en  Popayán, el Ministro de Defensa Diego Andrés Molano Aponte ,el comandante de las Fuerzas Militares, Luis Fernando Navarro Jiménez,el director general de  la Policía Nacional General Jorge Luis Vargas Valencia, junto a  los  altos  mandos de la región  con la peresencia del Gobernador Elías  Larrahondo  Carabalí revelaron más detalles de la operación en el Norte del Cauca en el que fue abatido Leider Johany Noscué Bototo  alias «Mayimbú» el máximo cabecilla de las disidencias de  las  Farc que delinquía  abiertamente  en el Cauca con hilos en Valle del Cauca  y Nariño.

«Hoy se libera a los caucanos y los nariñenses de una tortura permanente». Así definió el ministro de Defensa, Diego Molano, lo que significa la muerte de Leider Johany Noscué, alias “Mayimbú”, quien fue abatido en una operación militar de  las  tropas adscritas  a  la Tercera División con sede  en la capital del Valle  del Cauca  llevada a cabo en la madrugada de este lunes en una zona rural del municipio de Suárez  al  Norte del Cauca , en donde  se  refugiaba  el hombre  por  quien s e ofrecía  Mil Millones  de pesos  por  su  cabeza.

«La operación ‘Jaguar’ fue un golpe contundente contra las disidencias de las Farc. Felicitaciones a nuestros soldados y policías por un trabajo dedicado y su compromiso, por liberar a Colombia de ‘Mayimbú’, un símbolo del mal que sale de circulación» sostuvo  Molano Aponte.

Este ha  sido considerado como un nuevo y contundente golpe a lo más alto de la cúpula de las disidencias de las Farc, que no se sumaron al proceso de paz y hoy son comandadas  a  nivel  nacional  por alias  “Iván Mordisco”, dado por las Fuerzas Militares  y  Mayimbú era la mano de derecha de Iván del fallecido Gentil Duarte y el encargado de comandar esta organización criminal desde Suárez  al Norte  del departamento de Cauca.

El general Luis Navarro, comandante de las Fuerzas Militares de Colombia denunció que la comunidad de la vereda de Santa Bárbara, zona rural del municipio de Suárez al Norte del Cauca, impidió los actos urgentes de levantamiento del cuerpo de alias ’Mayimbú’, cabecilla de las disidencias de las Farc, muerto en ofensiva militar.

“Hay una interferencia de la población civil ante la labor del Ejército y la Policía Nacional. No permitieron los actos urgentes tan importantes en este tipo de operaciones”, dijo el oficial.

También explicó que la comunidad inició una asonada y se agrupó un gran número de personas para impedir el accionar de la Fuerza Pública, razón por la cual las tropas se vieron en la necesidad de replegarse para evitar el contacto con la población civil.

Antes de esta situación, los uniformados hicieron un registro fotográfico del lugar de los hechos y del cuerpo del fallecido el cual evidencia un reconocido tatuaje  en uno de sus  barzos y la  pistola revestida de oro que  portaba para presentar la evidencia ante la Fiscalía General de la Nación.

El ministro de Defensa explicó que Mayimbú era el encargado de coordinar las operaciones criminales de las disidencias de las Farc en los departamentos de Cauca, Nariño y Valle del Cauca, cargo que asumió después de la muerte de  alias Jhonier.

Desde ese momento, precisamente, las Fuerzas Militares comenzaron a seguirle la pista más de cerca, según explicó el comandante Navarro, quien señaló que en las últimas semanas las autoridades lograron seguirle la pista en sus recorridos por la región del Naya y otras zonas del suroccidente del país, hasta que hace tres días lograron tener certeza del lugar en donde se encontraba.

Entre muchos actos de violencia, al finado Mayimbú  se le responsabiliza de tres atentados, en los municipios de Santander de Quilichao, Corinto y Padilla, en Cauca.

Mayimbú  de  acuerdo  a las  autoridades tenía a su cargo doce estructuras criminales, con más de mil ochocientos hombres. Se le adjudicaba el asesinato de la candidata a la alcaldía de Suárez Karina García, y de ser responsable de los  múltiples  delitos de extorsión y narcotráfico, entre otros.

La  Fuerza Pública en el Cauca   tenía a Noscué Bototo, por ser el verdadero terror  y sanguinario de los líderes sociales y de los “hombres de paz”, que se dedican a evitar que menores sean reclutados y que las amenazas se mantengan alejadas de las comunidades campesinas.

Noscué Bototo era miembro del Resguardo Indígena Paez de Corinto , sin embargo, la Autoridad Nacional Indígena lo reconocía como un hombre alzado en armas e intentó juzgarlo bajo su jurisdicción.

El comandante de las Fuerzas Militares, el general Luis Fernando Navarro, reveló en las últimas horas que Mayiumbú estaba planeando acciones para abrirse paso por los departamentos de Nariño y Valle del Cauca, en donde estaría en disputa con el Eln y las disidencias de la Segunda Marquetalia, respectivamente.

En el Cauca, para muchos, Mayimbú era un personaje terrorífico, que iba armado con una pistola bañada en oro con sus iniciales y lo responsabilizan del carro bomba que estalló en Santander de Quilichao, en noviembre de 2019, y que dejó tres policías muertos.

También ordenó una masacre de seis personas en una gallera en Buenos Aires (Cauca), en septiembre de 2020, y del asesinato de un miembro del CTI, en marzo de 2021.

Aunque el Gobierno asegura que la muerte de Mayimbú es un importante logro en materia de seguridad, lo que es cierto es que en el interior de las disidencias por lo menos hay tres posibles sucesores. Además, que Cauca y los departamentos aledaños son escenario de disputa por las rutas del narcotráfico que terminan para sacar alijos de cocaína por el Pacífico hacia Centro América y Estados Unidos.

Hay  quienes  estiman que con la muerte de este líder criminal se podría presentar una pugna interna por el poder de esa poderosa estructura ilegal entre tres poderosos criminales de esta zona del país: alias el Mocho, líder de la columna Carlos Patiño; alias Marlon, cabeza de la columna Franco Benavides, y alias Cholinga, líder de la columna Dagoberto Ramos.