Evidente quiebra masiva de dueños de Bares, discotecas y sitios de rumba

La Confederación Nacional de Comerciantes de la Noche, Turismo y Servicios, emitió un comunicado en el que anuncia la orden  gubernamental del cierre de todos estos establecimientos de  manera  indefinida, lo que los llevaría a  la  quiebra inevitable por  las medidas  para  contra restar  la pandemia  del  coronavirus.

El gremio destacó que por el decreto emitido por el Gobierno, en el que obliga a estos comerciantes a pagar los arriendos de los locales, aun estando cerrados en medio de la cuarentena para evitar la propagación del coronavirus, los llevó a declararse por  obvias  razones en estado de insolvencia y quiebra masiva.

“Vemos la imposibilidad de cumplir las obligaciones inherentes al ejercicio de nuestra actividad, toda vez que por motivos de fuerza mayor, como es la orden del Gobierno Nacional de no poder desarrollar nuestra actividad comercial, lo cual nos imposibilita recursos propios y necesarios para poder cumplir con el pago de los mismos”, destacó la confederación en un comunicado.

Pero no solo es por el arriendo que sufren estos empresarios de la industria del entretenimiento, según el rotativo, el pago de los servicios públicos, las nóminas y los parafiscales complican aún más la situación de caja, y los llevó a pedir ayudas urgentes al presidente Iván Duque en varias oportunidades, solicitudes que hasta el momento no han sido escuchadas.

 “El presidente habla de hasta  18 meses. No se puede pagar un costo fijo mensual por tanto tiempo sin que medie ninguna medida. Con esto nos dieron una declaración de muerte. A esto hay que sumarle que los préstamos que hagan van a cobrar intereses, las deudas las van a diferir, pero toca pagarlas, lo mismo que el pago de los servicios públicos. Las Cámaras de Comercio están proponiendo aplazar el pago del registro mercantil”, añadió Luis Guillermo Orjuela, vicepresidente del gremio del entretenimiento  y rumba.

El dirigente gremial destacó  que el llamado al Gobierno es para que tomen medidas urgentes que garanticen la conservación de la infraestructura y los empleos. “Nos piden que conservemos puestos de trabajo, pero no nos dan las medidas que lo permitan”, comentó Orjuela, que aprovechó para pedirles a las cámaras de comercio que condonen y congelen el pago del registro mercantil. “Es apenas lógico en esta crisis”, tras declararse un cese indefinido en toda  clase de  establecimiento para  el entretenimiento y la  rumba.