Farc pide perdón a familiares de diputados del Valle asesinados en 2007

once

Como hicieron con las víctimas de la masacre de Bojayá, los líderes de la guerrilla manifestarán su arrepentimiento por el secuestro y asesinato de los 11 políticos.

 encuentro_farc_familiares_de_diputadosDos miembros de la guerrilla de las Farc pidieron perdón por el asesinato de los líderes comunitarios negros Miller Angulo Rivera y Genaro García Ramírez, ocurridos en 2012 y 2015,respectivamente, informó la Fiscalía.

José Hamilton Castillo Viveros, conocido por su nombre de guerra ‘Cuero’, y Juan Carlos Caicedo Ramos, ‘El Gordo’, miembros de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc), reconocieron su responsabilidad en los homicidios, por los que fueron imputados, indicó el ente acusador en un comunicado.

Ambos insurgentes la mayor guerrilla del país, que alcanzó en agosto un acuerdo de paz con el gobierno, admitieron estos delitos a través de un video desde la cárcel donde están recluidos en el que piden perdón a los familiares y a la sociedad.

«Es un acto simbólico que no repara el dolor de lo sucedido, pero permite empezar a mirarnos en el espejo del presente», dijo la vicefiscal, María Paulina Riveros, presente en el acto, que se realizó el jueves en el municipio de Tumaco, en el departamento de Nariño, fronterizo con Ecuador.

Al evento también asistió el representante de la Oficina del Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Todd Howland.

lider-asesinado-tumaco-1

Genaro García fue asesinado el 3 de agosto de 2015 por la columna móvil Daniel Aldana de las Farc en Tumaco, una zona fuertemente golpeada por la presencia de grupos armados ilegales y del narcotráfico.

Tras los hechos, que se presentaron en medio de las negociaciones de paz con el gobierno de Juan Manuel Santos instaladas en Cuba, las Farc admitieron su responsabilidad, condenaron el acto y anunciaron sanciones a los responsables.

En el pasado, el grupo insurgente ha reconocido haber cometido otros crímenes, por los que han ofrecido explicaciones y enviado condolencias a las familias de sus víctimas.

En el marco del acuerdo de paz logrado en La Habana, tras casi cuatro años de diálogos, la guerrilla se comprometió a pedir perdón, reconocer sus crímenes, reparar a las víctimas y contar la verdad. En caso de no hacerlo y comprobarse su responsabilidad, sus miembros podrán afrontar penas de hasta 20 años de prisión.

Para entrar en vigor, lo convenido entre el Gobierno y las Farc deberá ser aprobado en un plebiscito el 2 de octubre. De recibir el visto bueno, los rebeldes pasarán a ser una organización política legal.

354647_85653_1

“Pablo Catatumbo”, fue el líder guerrillero que tuvo la iniciativa de pedir perdón a los familiares. El objetivo del encuentro, es principalmente dar cumplimiento a lo pactado en La Habana entre Gobierno y Farc referente al perdón, verdad y garantía de no repetición de hechos atroces.

El encuentro se configuró como una reunión previa pues si las partes logran un acuerdo, se fijaría una fecha para hacer un acto de perdón público en Colombia, e incluso se evalúa que el acto se realice en la Asamblea del Valle. El mismo comandante guerrillero, que también fue negociador de las Farc en La Habana, aseguró que el suceso fue uno de los más tristes y lamentables de la historia de la guerra en Colombia, que por primera vez en 52 años está cerca de su final.

En la reunión también estén presentes miembros del Bloque Occidental de las Farc comandado por “Pablo Catatumbo”, pues fue ese frente el encargado de perpetrar el secuestro, y posteriormente el asesinato, de 11 de los 12 diputados. Solo se salvó Sigifredo López, quien tres años después de recuperar su libertad fue enlodado por la Fiscalía, al haberlo acusado de ser cómplice de las Farc en el secuestro y asesinato de sus compañeros. La Fiscalía comprobó que los testimonios que señalaban a López eran falsos, y estuvo privado de su libertad otros tres meses, esta vez por cuenta del Estado.

 imagen-16623824-2

Las Farc pedirán perdón a sus víctimas, aunque su tesis siempre ha sido que la muerte de los 11 diputados se dio por un fuego cruzado que tenían con el Ejército en el momento de la muerte de los políticos vallunos. No obstante, informes de Medicina Legal revelaron que la muerte fue por tiros de gracia, pues los disparos que tenían los cuerpos fueron hechos a corta distancia.

La fecha para el perdón público sería antes del 2 de octubre, fecha en que los colombianos saldrán a las urnas a decidir si avalan o no los acuerdos alcanzados en La Habana. Humberto de La Calle, jefe negociador del Gobierno en los diálogos de paz, aseguró que antes de la votación del plebiscito podrían darse más actos de perdón de las Farc hacia sus víctimas, tal como hicieron por la masacre de Bojayá, y ahora por el secuestro y asesinato de los 12 diputados del Valle.