Investigan mafias en la oficina de pasaportes del Valle

pasaportes_congestion

La Gobernación del Valle adelanta una investigación interna a la oficina de pasaportes para determinar si hay funcionarios que puedan estar involucrados en la expedición irregular de este documento a migrantes ilegales.

Noralba García, secretaria de Gobierno del Valle, afirmó que las indagaciones se abrieron tras detectar en el mes de julio a ocho extranjeros que intentaron expedir el documento con identificaciones falsas.

«La Gobernadora ha solicitado una investigación exhaustiva sobre la oficina porque estamos hablando de una red que puede estar permeando el sector oficial, tanto a nosotros como la Registraduría», explicó la funcionaria.

Estas personas eran ciudadanos ecuatorianos, venezolanos y cubanos que no tenían nacionalidad colombiana y a quienes, al parecer, les habían cobrado un dinero por los documentos falsos.

 

Este miércoles fueron regresados a la frontera con Ecuador 101 migrantes ilegales que habían sido retenidos en vías del Valle (46) y otros (55) en carreteras del Cauca. Los traslados se hicieron en buses contratados por Migración Colombia.

Dario Fernando Daza Dorado, director Regional Occidente de Migración Colombia, explicó que las recientes retenciones preventivas de haitianos en el Valle y Cauca, que representa el 95 % del total de retenidos estos días, podrían estar relacionadas con el vencimiento de unos permisos de trabajo entregados por Brasil tras el terremoto del 12 de enero de 2010.

IMAGEN-16480274-2

«Cerca de 45 mil haitianos fueron asilados en Brasil y por un tiempo tenían prerrogativas para trabajar allí pero resulta que, al parecer, esas condiciones se están venciendo y por eso esa población está migrando hacia Estados Unidos buscando nuevas oportunidades», enfatizó Daza Dorado.

El funcionario explicó que la ruta más utilizada por los traficantes de migrantes es salir de Brasil vía terrestre a Perú, Ecuador y Colombia para llegar hasta el Golfo de Urabá y poder cruzar hacia Centroamérica.

Aunque los costos que los ‘coyotes’ le cobran a los migrantes ilegales varía dependiendo si se necesitan cédulas, pasaportes, tarjetas de crédito o hasta carnés de EPS para ‘soportar’ su tránsito por el país, las autoridades estiman que ellos pueden cobrar hasta US$10.000 por ponerlos en suelo norteamericano.