Maduro prevé un conflicto de grandes tensiones tras derrota en las elecciones legislativas

  •  CWDCey_WoAAhPAf
  • El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, advirtió este sábado de una “crisis de grandes dimensiones” en el país después de que el oficialismo perdiera el histórico control de la Asamblea Nacional frente a la oposición.

La coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) logró en las elecciones del pasado domingo una mayoría de dos tercios en el parlamento, lo que supone una potente plataforma para socavar el Gobierno de Maduro y potencialmente sacudir las instituciones afectas al mandatario.

“Estamos delante de una crisis de grandes dimensiones, que va a generar una lucha de poder entre dos polos: el de la patria y el de la anti-patria”, dijo Maduro ante militares.

“Un conflicto que va a generar grandes tensiones (…) una crisis contra-revolucionaria de poder”, agregó.

Adelantando un tira y afloja cuando la nueva Asamblea tome posesión el 5 de enero, la oposición dijo que su prioridad es sancionar una Ley de Amnistía para los activistas encarcelados, pero Maduro insiste en que se negará a firmarla.

En un intento por minimizar las prerrogativas de la bancada opositora, la Asamblea saliente, de mayoría oficialista, sancionó decenas de créditos adicionales para ministerios y otros entes gubernamentales y promovió a la polémica jueza que encarceló al líder opositor Leopoldo López.

Los legisladores salientes también han prometido nombrar una docena de magistrados del Tribunal Supremo de Justicia, una instancia donde los potenciales conflictos constitucionales entre el poder legislativo y el ejecutivo podrían decidirse.

La derrota el domingo pasado en las elecciones legislativas del gobernante Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) fue, en gran parte, un voto castigo por la crisis económica que sufre el país, con la inflación más alta del mundo, recesión y escasez de bienes de primera necesidad.

Y muchos venezolanos temen que una tirante situación política retrase aún más las medidas para enfrentar la crisis.

Maduro ha dicho que la inflación acabará el año en torno al 100 por ciento y que la economía se contraerá un 4 por ciento, pero economistas creen que las cifras serían peores.

En su discurso de más de dos horas de este sábado, Maduro continuó culpando a los empresarios y enemigos políticos de llevar a cabo una “guerra económica” y dijo que los ingresos del país por venta de crudo cayeron un 68 por ciento este año.

A pesar de cumplir con millonarios pagos de su deuda externa, el riesgo-país de Venezuela se incrementó en los mercados, se quejó el mandatario socialista de 53 años.

CWDCMBJWIAAmBVd

“Es una guerra, es un boicot. El año 2015 ha sido un año terrible”, sostuvo. “Ante las dificultades, más revolución”.

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aseguró este sábado que el país atraviesa una ofensiva contrarevolucionaria, propiciada por el “circunstancial triunfo de la derecha” en las elecciones parlamentarias, quienes ejecutan maniobras para derogar normativas legales que protegen al pueblo y acabar con misiones y programas sociales. 

Desde el Patio de Honor de la Academia Militar, en Caracas, donde dirigió el acto de salutación de fin de año a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), el Jefe de Estado alertó que la oposición desde el Parlamento Nacional intentará privatizar instituciones como Petróleos de Venezuela, la Compañía Anónima Nacional Teléfonos de Venezuela (Cantv), así como la Siderúrgica del Orinoco "Alfredo Maneiro" (Sidor) y la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec).

“No permitiremos que la derecha sacrifique estos años de lucha social”, aseveró el mandatario, quien aseguró que la Constitución nacional ofrece los mecanismos para defender los logros de la Revolución y agregó que a Venezuela “no la destruyen, no la implosionan y no la hacen retroceder”.

Venezuela libra una guerra no convencional

Maduro aseguró que en su país se libra una guerra de carácter no convencional y particularmente en 2015 se concentró la capacidad de ésta en el ámbito económico.