Xiomara Montaño Murillo futura grumete de la Escuela Naval de Suboficiales ‘ARC

Xiomara Montaño Murillo 2

Xiomara Montaño Murillo sobresale en la fila de las 20 mujeres aspirantes a grumetes que ingresaron la mañana de este jueves 9 de julio a la ’, no solo por su imponente porte y estatura, de 1.73 metros, sino por su historia de vida, llena de sacrificios y entrega para cumplir su sueño, hacer parte de la Armada Nacional.

Xiomara Montaño Murillo 1

La joven de 24 años, tecnóloga en gestión documental, cuenta con orgullo que es la primera mujer de su familia y de su municipio,Puerto Tejada, Cauca, en ingresar a la Institución Naval.

En el brillo de su mirada se refleja la satisfacción de haber comenzado hoy, junto a otros 203 jóvenes colombianos el proceso para formarse como suboficial naval al servicio de la Patria.

El camino para llegar a la alma mater de la Suboficialidad Naval ha sido arduo para ella, quien proviene de una familia humilde, su padre es agricultor y su madre, auxiliar de cocina.

Luego de graduarse como técnica y posteriormente tecnóloga en gestión documental, ahorró durante cuatro años de sus salarios en una empresa en el Cauca para pagar sus estudios en esta Escuela de la Armada Nacional, de donde egresará como Suboficial del cuerpo administrativo.

Xiomara Montaño Murillo 3

Xiomara anhela contribuir con sus conocimientos a la Institución y al país y adicionalmente cursa la carrera de psicología a distancia, su sueño graduarse y ejercer esta profesión, con el noble objetivo de servirles a las comunidades menos favorecidas a través de las actividades de acción integral que lidera la Armada Nacional en todo el territorio colombiano.

Esta mujer se constituye en la primera futuro Grumete  oriunda de Puerto Tejada aceptada en la Escuela Naval  Escuela Naval de Suboficiales ‘ARC Barranquilla.

La Escuela Naval de Suboficiales ARC “Barranquilla”, como institución tecnológica de educación superior,  forma y capacita de manera integral y permanente, con pertinencia y calidad, suboficiales para que éticamente, apliquen sus conocimientos y competencias tecnológicas al tripular las unidades de la Armada Nacional, contribuyendo con el  cumplimiento de la misión constitucional, el desarrollo del poder marítimo y fluvial y la protección de los derechos de la Nación.

PRCLAMA  DEL  CAUCA