Murió alias “Cero 10”, cabecilla de “los Urabeños” en Chocó

 

CORTESÍA POLICÍA

 La Policía Nacional confirmó este miércoles la muerte de Jhon Jairo Álvarez Buelvas, alias “Cero 10”, sucesor y quien fuera hombre de confianza del también abatido Jairo de Jesús Durango Restrepo alias “Gua–Gua”, en un operativo en el Chocó.

Alias “Cero 10” fue interceptado cuando se movilizaba en una motocicleta entre los municipios de Istmina y Basurú, por los comandos del Bloque de Búsqueda de la Policía Nacional, que hace ocho días se internaron en la inmensidad de la selva, para ubicarlo.

“Cero 10” salió en compañía de dos hombres armados y en motocicletas, cuando fueron interceptados por los comandos.

La reacción de los estos sujetos, según la Policía, habría sido disparar a los uniformados lo que originó un enfrentamiento, que terminó con la muerte de “Cero 10” y sus dos escoltas, “el Enano” y “el Político Ríos”.

En el procedimiento se incautaron tres armas de fuego, cartuchos de diferentes calibres y dos motocicletas, informó la Policía.

010_7jun_0

Según las autoridades, “Cero 10” es el tercer cabecilla principal del “Clan Úsuga” en Chocó. El primero era Jairo de Jesús Durango “Gua-Gua”, abatido en marzo de este año.

El segundo era Édgar Gutiérrez, alias “Tomás” capturado en abril. Ahora, “Cero 10”, era el heredero del control de la estructura armada de 150 hombres, indicó la Policía.

Contra Jhon Jairo Álvarez Buelvas había una orden de captura vigente por concierto para delinquir agravado, pero se le investigaba por narcotráfico, homicidio en persona protegida, extorsión y terrorismo.

La Policía Nacional confirmó que las evidencias que lo vinculaban al plan criminal desplegado contra los policías de la operación Agamenón, y otros integrantes de la Fuerza Pública que han combatido a “los Urabeños”.

Según las autoridades, tras la neutralización de “Gua-Gua”, “Cero 10” habría distribuido panfletos para intimidar a comerciantes a cerrar sus negocios y a los pobladores de Chocó y Urabá, a no salir a las calles.

“Durante esos días de finales de marzo, por instrucción de este cabecilla, fueron quemados buses y vehículos de carga. “Cero 10” ordenó los asesinatos del patrullero de la Policía Nacional, Deison Rentería Moreno, quien se trasladaba a cumplir una cita médica; y el del soldado profesional, Edwin Camilo Londoño, a quien le dispararon por la espalda en Condoto (Chocó).”, indicó la Policía.

usuga

Según la Policía, alias “Cero 10”, también era sindicado de explotar sexualmente a niñasentre 11 y 14 años. “Las menores las llevaba mediante engaños a los campamentos, y a los padres, los presionaba para que no denunciaran. Durante la verificación de varios casos registrados en el medio y bajo Baudó, se constató que ‘Cero 10’ habría abusado de varias niñas”, aseguró la Policía.

“Cero 10” perteneció al bloque Catatumbo de las Auc, a órdenes de “el Iguano”, y era uno de los 20 cabecillas de “los Urabeños” más buscados, por quien el Gobierno Nacional ofreció una recompensa de hasta 115 millones de pesos.