En vísperas de Semana Santa, Cura «le canta la tabla» a Santos

 

Se acerca  la Semana Mayor y en medio de la histórica  imagen baja que en opinión pública sigue registrando el presidente Santos en los  últimos  sondeos de opinión pública, un sacerdote decide «cantarle la tabla» al mandatario de los colombianos. Lo que irónicamente valida aquello que » A la economía le va bien, pero al país mal», en un pueblo que pese a sus  problemas es el «más feliz del mundo».

Colombia regresó a la cima del índice de felicidad más alto de mundo, con el 85 por ciento, y se ubica muy por encima del promedio global, que se sitúa en el 66 por ciento, a pesar de que, paradójicamente, el país no es el más optimista y su esperanza en la economía para este naciente año es muy baja, al considerar que habrá dificultades económicas.

Así lo establece un informe presentado por el Barómetro Global de Felicidad y Esperanza en la Economía, el cual se realiza anualmente en 68 países y explora las expectativas, visión y creencias de 66.040 personas. En Colombia, la medición la efectuó el Centro Nacional de Consultoría.

1420745911_777106_1420746276_noticia_normal

En el 2013 ,el 2014 y 2015  el país lideró este particular estudio de felicidad.

El estudio indica –tras la respuesta de los encuestados a la pregunta “¿usted se siente personalmente muy feliz, feliz, ni feliz ni infeliz, infeliz o muy infeliz con su vida?”– que el 66 por ciento de los entrevistados en el mundo dice estar feliz, 4 por ciento menos que en el estudio del 2014.

De las 66.040 personas que respondieron la encuesta, el 10 por ciento dijo no estar feliz y un 23 por ciento se declara ni feliz ni infeliz. El índice neto, que se obtiene de restar de los felices los que se sienten infelices, queda en 56 por ciento para el total mundial.

Colombia, pura felicidad

main_img_1541

Nuestro país vuelve a tener el índice de felicidad más alto del mundo, 85 por ciento, seguido por Fiyi y Arabia Saudita (82 %), Azerbaiyán (81 %), Vietnam (80 %) y Argentina (79 %).

De acuerdo con el estudio, el 77 por ciento de los colombianos dijo ser feliz, mientras que solo un 2 por ciento afirmó no serlo (10 por ciento no se ubica en ninguna de las anteriores, y el 1 por ciento no sabe o no responde), según los resultados de la encuesta realizada en el país por el Centro Nacional de Consultoría a una muestra de 1.000 personas en Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla y Bucaramanga.

Con poco optimismo

Gobierno Nacional ya entregó 455 casas gratis a familias pobres

Pero no necesariamente ser feliz significa ser optimista. Esta aseveración queda ratificada en un dato que también sorprende. En efecto, el 54 por ciento del mundo es optimista, es decir, cree que el 2016 será mejor; 16 por ciento es pesimista, es decir que cree que será peor; y el 24 por ciento piensa que el 2016 será igual. El índice neto de optimismo en el mundo es de 38 por ciento.

Colombia está en el índice de optimismo por debajo del promedio mundial: el 48 por ciento de los nacionales piensa que el 2016 será mejor, el 22 por ciento considera que será peor y el 28 por ciento cree que será igual, para un índice neto de solo 26 por ciento, resultado que deja al país ubicado en la casilla 20. De manera que esto ratifica que es más fácil ser feliz que optimista sobre el porvenir del 2016.

Los países más optimistas del mundo son Bangladés, China y Nigeria, con índices de 74, 70 y 68 por ciento, respectivamente. Entre los diez países con mejor índice de optimismo solo figura un país latinoamericano: Argentina, con el 53 por ciento.