Gobierno local de Santander de Quilichao ayudará  a  damnificados por vendaval

12745993_604588743038117_162513235392027748_n

La  Administración  Municipal que orienta el abogado Alvaro Hernando Mendoza Bermúdez anunció que oportunamente se prestará todo el apoyo necesario a  las  familias que resultaron afectadas  por el fuerte vendaval que azotó esta  población en la tarde del pasado viernes.

Las mayorías de las viviendas fueron destechadas por los fuertes  vientos creando complicaciones en  sus edificaciones y sistema eléctricos, los que fueron atendidos inicialmente  por los cuerpos  de socorro y salvamento de  la ciudad.

Hasta el momento, según el reporte entregado por la Oficina de gestión del riesgo del Municipio, 26 de las 130 viviendas quedaron con sus techos totalmente destruidos. Asimismo se registraron daños en escuelas y árboles caídos. Hasta el momento no se han registrado personas lesionadas por el desastre.

 

El  mandatario de  los Quilichagüeños  anunció  a los  hogares  afectados que  “Si usted resultó afectado por el vendaval del pasado 12 de Febrero debe acercarse a la Oficina de Gestión del Riesgo, ubicada en la Casa Consistorial, para reportar el daño en su vivienda, recuerde tener a mano fotografías que evidencien las afectaciones ”.

En horas de la mañana de  ayer  sábado  13 de Febrero el Alcalde Municipal realizó un recorrido por las zonas de mayor afectación acompañado por la cruz Roja, la Defensa Civil quienes evaluaron de manera más exacta los daños causados.

Según señaló el mandatario, la evaluación permitirá decretar la calamidad pública. El alcalde del municipio Álvaro Mendoza, afirmó que varias casas resultaron afectadas en la zona rural y las vías principales que comunican al casco urbano se vieron perjudicadas por la caída de árboles, principalmente la calle 1, conocida comúnmente como “Avenida Brasil” donde se registró la caída de varios árboles.

a5c1e24d

A partir del reporte preliminar, la administración municipal, a través de la Oficina de gestión del riesgo, reubicará a las familias con mayores afectaciones en albergues mientras se gestiona la reparación de sus viviendas con materiales .