Una mirada horizontal al Cauca

Se hacen ejercicios desde diversos sectores y con diferentes visiones, con el fin de apostarle a estrategias para superar las dificultades y encontrar el mejor camino, con el objeto de aproximar metas que permitan vislumbrar el desarrollo.

Muchos estudios y análisis se han adelantado, académicamente respetables. Algunos trabajos de prospectiva, señalan prioridades, fortalezas y ventajas de concentrar esfuerzos en determinados sectores, desde luego con integralidad.

Todos hacen alusión a la transcendental historia de este territorio, de allí a la geografía inmensa, a la prolífera extensión agraria, a la riqueza de la diversidad étnica, al acumulado cultural, a la inteligencia, a la ubicación estratégica, al aporte de la universidad, constelación de oportunidades.

El Cauca discurre en la vida nacional en los más disimiles campos; deportistas, empresarios, profesionales, artistas, comerciantes, científicos, líderes sociales, como muestra de la infinita capacidad creadora, que puede superar los atrasos y construir desarrollo con equidad, sobre la base de pautas de sostenibilidad y equilibrio.

En el transcurrir local, gratamente sorprende encontrar en las regiones experiencias de caucanos, demostrando su gran capacidad y conocimiento para desarrollar y hacer liderazgo a partir de las tareas y los retos que se han propuesto o que les han encomendado, el empresario exitoso, el medico acertado, el carpintero de buenas líneas, el caficultor de los sabores y los aromas, el emprendimiento de la madre cabeza de hogar, los deportistas campeones, en fin toda una proliferación de éxitos.

Faltaría hacer referencia a la poesía, a la música, a la pintura, al baile, a la literatura, a la significación del arte y la misticidad de las creencias, esas actitudes que unen y separan, fuerza y resistencia con que se tejió  la vida.

Extraña si la visión, que en algunos casos expresan quienes ven el Cauca desde afuera, con la línea del horizonte puesta por abajo, se equivocan; en medio de las dificultades somos una población pujante, tenemos diferencias, sí, pero como en toda la historia, se superaran y juntos hacemos el Cauca que merecen las generaciones futuras.

Todas estas categorías, influenciadas unas con otras; poco a poco, van dando como resultado, la materialización de una actitud renovadora del comportamiento ciudadano, que apoyado por los nuevos instrumentos de información, entiende y asume que mejorar la calidad de vida, solo depende de la forma objetiva y seria como actué frente a las ofertas y decisiones que tiene que tomar.

Nuestra historia y la de muchos pueblos del mundo; con base en los resultados demuestra cómo no son los países con los mayores recursos económicos o los que tienen determinado sistema; los que logran mayor desarrollo, la base para su estructuración esta en gobiernos serios, respetuosos, alejados de la corrupción y con garantía por los Derechos Humanos, como expresión de civilidad y de crecimiento, un repaso por la Historia Económica del País, deja muchos interrogantes.

Las nuevas concepciones políticas en la Aldea, la Vereda, el Barrio, la Comuna, el Municipio, el Departamento, son muy distintas de las de hace muy poco tiempo, se han superado los sectarismos partidistas, no se dan desde los pulpitos sermones incendiarios incitando al odio, no hay organizaciones poblacionales diferentes a las construidas en el trabajo comunitario y en la formación política, económica y social.

Desde luego, se caería en una utopía, si se ignorara que aun acecha, el engaño, soportado en gruesos capitales, que siempre tendrán dudosa procedencia, que desde luego serán de fácil señalamiento, porque la ostentación, delata sus orígenes, algunos de la etapa del narcotráfico y otros de las mafias de la corrupción.

En este año se definirán los gobiernos locales, un buen ejercicio debe partir de atender con respeto las personas que se presenten a esta tarea, en la seguridad de que ellos a su vez, tendrán como guía de sus propuestas y actuaciones los intereses principales del territorio, se debe contar además, conque la solvencia de respaldo que tienen los parlamentarios, les permitirá asumir posiciones de total responsabilidad para con el departamento.

Los partidos Políticos, las Organizaciones sociales, los Movimientos sociales, las diversas formas de expresión, el ciudadano crítico, desde luego confrontaran sus propuestas, y aportaran a la formación de la opinión decisoria.

Si es necesario en aras de la claridad que se requiere, un debate provechoso y profundo para el Cauca, que se adelante en lo posible en amplios espacios democráticos, en donde sean los argumentos y no los engaños la fuente de convencimiento.

Por: Nelson Eduardo Paz  Anaya

Redacciòn