La Derecha le ganó el pulso a la izquierda en primarias legislativas

Aunque en el calendario electoral la cita con las urnas celebrada este domingo tenía la denominación de ‘legislativas’ –y se eligió el nuevo Congreso–, es claro que los principales sucesos políticos que dejó la jornada tienen que ver más con las dos consultas realizadas en paralelo con la elección de los nuevos integrantes del parlamento.

De ello da fe la manera como la atención de los colombianos se concentró mucho más en el desempeño de los aspirantes a ser candidatos de cada una de las coaliciones que en cuál será la conformación de Senado y Cámara de Representantes en el próximo cuatrienio. Lo anterior, independientemente de que la Registraduría haya divulgado primero los resultados de las consultas. Llama la atención, en principio, el número de participantes: más de 9 millones.

No cabe duda respecto a que los resultados y las cifras arrojadas por ambas votaciones, faltando poco más de dos meses para la primera vuelta de la elección presidencial, constituyen dos hechos políticos de incuestionable trascendencia. Tanta que, para algunos observadores, aumenta la posibilidad de que un candidato consiga la mitad más uno de los votos en primera vuelta y obtenga así la victoria definitiva.

Esto, luego de unos comicios que tuvieron un histórico marco de tranquilidad. Con contadas excepciones, las primeras elecciones celebradas tras la firma del acuerdo de paz con las Farc se desarrollaron sin acciones violentas que lamentar.

Los expertos coinciden en que la votación de las consultas presidenciales demostró que la derecha está cohesionada y tiene la capacidad de actuar ante coyunturas, mientras que la izquierda sigue dividida y dispersa en el país.

 Duque suma 4’032.736 (67,73% del total escrutado),  una gran diferencia con la segunda candidata más votada, Marta Lucía Ramírez, quien obtenía 1’537.040 (25,81%) votos y quien quedó último, Alejandro Ordóñez, quien sumaba 384.342 (6,45%).

Por su parte, en la consulta ‘Inclusión Social para la Paz’, se impuso el exalcalde de Bogotá, Gustavo  Petro, quien con 99,67 % de las mesas informadas sumaba 2’848.868 (84,69% del total escrutado) frente a los los 514.805 (15,30%) de  Carlos   Caicedo.

 Cambio Radical no logró la meta de convertirse en la fuerza más votada en el Congreso como lo pregonó el candidato Germán Vargas Lleras. En Senado, el Centro Democrático bajó una curul, sin embargo, es el partido mayoritario. En Cámara el Partido Liberal ratificó su liderazgo, escoltado del uribismo y Cambio Radical.

El conservatismo, aunque quedó de tercero en Senado, cedió espacio en ámbito regional y en Cámara ocupó la tercera posición. Y como estaba pronosticado, La U se despidió de la hegemonía de ocho años en el Senado y cayó al quinto lugar. En Cámara pasaron del segundo puesto al cuarto. De manera proporcional, es la colectividad más golpeada electoralmente.

De los partidos pequeños o minoritarios el de mejor resultado fue la Alianza Verde, que pasó de 5 a 10 senadores. El Polo Democrático sostuvo sus cinco senadores y Decentes, que apoya al candidato a la presidencia Gustavo Petro, entró a la escena política con cuatro senadores. MIRA conservó las curules que le restituyeron en Senado el mes pasado. Opción Ciudadana desapareció en la misma corporación, pero sacó dos curules en Cámara.

¿Y la implementación?

Los tres partidos con tendencia de derecha (Centro Democrático, Cambio Radical y el Partido Conservador) ahora son la nueva mayoría en el Senado, lo que reconfigurará la coalición del nuevo Gobierno. Esas tres fuerzas políticas fueron las que, el año pasado, frenaron parte de la implementación del Acuerdo entre el Gobierno y las Farc. Mal augurio para la implementación.

Así   las cosas, las fuerzas en el Senado quedan dirigidas mucho más hacia la centro derecha, lo que si bien no significa que vayan a modificar el Acuerdo, sí les dará un mayor control político.

Se puede  entonces  concluir  que  la votación en la consulta y los partidos afines a la derecha refleja que la gente quiere tener posiciones mas conservadoras y que temas como la erronea implementación del postconflicto, la baja favorabilidad de Santos, los impactos negativos en economía, la inseguridad en las ciudades, entre otros, están pesando en la ciudadanía.

¿Y los presidenciales?

A la luz de los resultados del Congreso, Iván Duque es quien queda con una bancada parlamentaria más sólida, de cara a la primera vuelta, seguido por Germán Vargas Lleras. Ambos se disputarán, en lo que queda de este mes, el guiño de los conservadores oficialistas.

Humberto de la Calle también queda respaldado por un significativo número de congresistas, al igual que Sergio Fajardo. Este último ratificó la semana pasada que ganaría en primera vuelta, aunque, con este resultado, ahora el panorama es otro. Quien sí quedó con poca representación senatorial es Gustavo Petro. En total sacó 6 congresistas, y algunos son del ala de izquierda de Clara López, fórmula de De la Calle.

Lo que puede  deducirse que estas votaciones perfilan el horizonte de cara a las presidenciale con opciones que podrían ser calificadas de radicales, pero el lenguaje de los candidatos se va a moderar con el fin de acercar a los indecisos.

Las coaliciones de centro marcaran otra ruta para diferenciarse de los partidos tradicionales. Allí, será importante lo que Fajardo determine para la primera vuelta.

No dejan de sorprender las nuevas fuerzas y el fortalecimiento de alternativas como la Alianza Verde, el Polo y la lista de Petro.

Hay que reconocer que el fortalecimiento de Cambio Radical ha sido fuerte. Habrá que esperar la campaña presidencial, pero es un claro posicionamiento de la derecha y su capacidad de aglutinar votos como lo demostró la consulta. La U seguirá su camino decreciente.

¿Qué dicen las consultas?

En  primer  lugar que es una contundente victoria del Centro Democrático y los aliados del Partido Conservador frente a la baja favorabilidad del gobierno de Juan Manuel Santos.

Era evidente que la consulta de hoy movilizaría a una gran masa electoral que está inconforme con las políticas del actual Gobierno.

Las consultas movilizaron más electores de los esperados. La derecha no solo está fortalecida sino que está unida, algo que nunca ha logrado la izquierda colombiana, en la que no se ve un solo objetivo. Hay que esperar qué pasa en esta vuelta presidencial.

Duque saca una amplia votación, pero no cree que eso se replique en la primera vuelta, porque esta era abierta y gente de otros partidos votó para fortalecer o debilitar a otros.

La derecha  en estos términos está cohesionada y tiene la capacidad de organizarse rápido y tomar decisiones. De la amplia votación de Petro hay que destacar que es de él, pero no la transmite a la lista de la Decencia. Eso la hace más valiosa porque no tiene maquinaria, ni bancada en el Congreso, ni un expresidente que respalde.

Otra  de  las  conclusiones  es  que   la  importante la votación de Carlos Caicedo, especialmente en el Magdalena, y que en el país superó a Alejandro Ordóñez. Además, queda abierta la posibilidad de una alianza con Fajardo y con De la Calle.

En  definitiva  la gran votación de la derecha les asegura arrancar en punta para ganar un cupo en la primera vuelta y pasar a la segunda.

Sin embargo, hay tela por cortar antes de las presidenciales y cualquier cosa puede pasar. La forma como se muevan determinará si Duque pasa a la segunda vuelta, o incluso, si logra ganar en la primera.

Los  10  senadores   más   votados 

1. Álvaro Uribe Vélez (Centro Democrático): 864.856 votos

2. Antanas Mockus (Alianza Verde): 537.329

3. Jorge Enrique Robledo (Polo Democrático): 224.377

4. David Barguil Assis (Conservador): 135.418

5. Arturo Char (Cambio Radical): 124.573

6. Gustavo Bolívar (Decentes): 115.818

7. Lidio Arturo García Turbay (Liberal): 115.208

8. Efraín Cepeda (Conservador): 114.808

9. Luis Eduardo Díaz Granados (Cambio Radical): 109.773

10. Roy Barreras (Partido de la U): 108.896

 

Redacciòn