Colombianos prefirieron a De La Calle en Consulta Popular Liberal

Con más de 700 mil votos en esta jornada electoral, que superó el calculo de los propios dirigentes del partido, empieza de cero la contienda electoral para 2018 con la definición de uno de los candidatos llamados a liderar una gran coalición en defensa del acuerdo de paz y su consolidación en los próximos años.

Humberto de La Calle  Lombana, el hombre  que derrotó contundentemente la “mermelada” y la práctica politiquera de su contendor el exministro Juan Fernando Cristo  Bustos durante su discurso en el norte de Bogotá, llamó a la unidad del liberalismo y a luchar contra quienes quieren criminalizar la paz y pensar diferente.

La democracia colombiana es nuestro mayor patrimonio colectivo y es necesario que le pongamos el pecho. Es indispensable que la protejamos: protegerla de los fanatismos, de los caudillismos; protegerla de esa sombra oscura que proyectan visiones mezquinas que buscan que volvamos al odio irracional por el rival y a los días en los que se quemaban libros para impedir la libre circulación de las ideas. Protegerla de la corrupción, del clientelismo, el cual asume los recursos públicos como un terreno libre para ambiciones personales”, señaló en una clara alusión al uribismo, Alejandro Ordóñez y Germán Vargas Lleras.

Llamó a todos los sectores que apoyaron el proceso de paz para que se sumen a su esfuerzo y envió un mensaje claro al grupo de Claudia López, Sergio Fajardo y Jorge Enrique  Robledo.

El exnegociador de paz superó por más de 40.000 votos al exministro Juan Fernando Cristo. Se ha escrutado el 100 % de las 9.439 mesas instaladas.

“A quienes creemos que la educación, la salud, la seguridad no pueden ser un privilegio, los llamamos a realizar esta tarea juntos… Los convoco esta noche para que hagamos frente común hacia la elección de mayo y derrotemos a quienes quieren que nada cambie en este país… A quienes han presentado sus candidaturas a favor de la paz y contra toda forma de corrupción, les digo que podemos hacer una coalición enorme que derrotará a quienes quieren que el progreso sea solo para unos cuantos”.

Dejó claro que no es el candidato de las Farc y que si bien respeta su participación política, buscarán derrotar sus ideas en las urnas.

“Cada loro en su estaca, no compartimos sus tesis y las vamos a derrotar en las urnas a punta de argumentos, sin balas, sin que nos cueste vidas, en democracia, para eso firmamos el acuerdo de paz”, añadió.

De la Calle estuvo acompañado de Antanas Mockus, quien sin duda será un aporte importante a la imagen de su campaña y para recoger esos votos de la ola verde que lo llevaron a la segunda vuelta presidencial en 2010.

Con 365.658 votos a favor, el exnegociador del Gobierno en los diálogos con las Farc ganó la consulta popular de su partido. Juan Fernando Cristo, su rival, obtuvo 324.777 apoyos con el notable  respaldo de  la mayoría de  congresistas  liberales.

Con un llamado a quienes “han presentado sus candidaturas a favor de la paz y contra toda forma de corrupción” para unirse y conquistar el poder en 2018, el candidato presidencial del Partido Liberal, Humberto de  la Calle  Lombana comenzó este domingo la búsqueda de una coalición que defienda el acuerdo de paz alcanzado con las Farc, en La Habana.

El llamado se produjo minutos después de que se conociera que su nombre se impuso sobre el del exministro Juan Fernando  Cristo  Bustos  quien representaba   la política  tradicional de la  clase  política de los  congresistas  desprestigiados en la consulta del Partido Liberal que escogió candidato presidencial.

El triunfo de De la Calle se dio en medio de una jornada que en muchas partes del país se caracterizó por la baja asistencia: apenas votó el 2,12 por ciento del Censo Electoral. traducida en el desgano y la apatía del  electorado por  la clase  y dirigencia  política .

Con el 100 por ciento de la votación escrutada, De la Calle alcanzó 365.658 votos y Cristo 324.277 apoyos. La participación total, según la Registraduría, fue de 744.521 ciudadanos.

Desde su sede de campaña, Cristo aceptó la derrota y le manifestó a De la Calle que acompañará su aspiración donde el candidato liberal “considere” que puede ser “útil para contribuir a que en Colombia se consolide la paz”.

El camino a seguir

El triunfo alcanzado este domingo por el exvicepresidente le impone la tarea de comenzar a construir una alianza con otros sectores políticos con el objetivo de llegar al poder en 2018 y defender el cumplimiento de lo acordado con la guerrilla más  antigua  del  mundo.

En este tema de la paz se ha hablado de unir fuerzas con los candidatos presidenciales  Clara López  y  Gustavo  Petro, más inclinados hacia la izquierda y quienes actualmente están recogiendo firmas para apoyar sus aspiraciones presidenciales.

Sin embargo, el candidato liberal también ha mirado hacia el frente que tiene la lucha contra corrupción como su principal bandera y que integran exitosamente  Claudia  López, Jorge  Enrique  Robledo  y  SergioFajardo.

Estos tres últimos estudian la realización de una consulta en marzo del próximo año para escoger un candidato a la Presidencia, pero un acuerdo político con ellos es algo que muchos no descartan.

La paz

Uno de las principales tareas de De la Calle desde será buscar de esa alianza que permita defender el acuerdo de paz, del cual el candidato liberal elegido ayer fue uno de sus principales arquitectos.

En la búsqueda de esta alianza, el candidato deberá trabajar de la mano con el jefe indiscutible del liberalismo, César  Gaviria  Trujillo , de quien fue su ministro de Gobierno en 1990.

Por ello, De la Calle dedicó una buena parte de su intervención de este domingo a señalar la necesidad de ir más a allá del acuerdo de paz y “construir la tranquilidad necesaria para vivir sin miedos”, en “paz y con seguridad”.

 

“Vamos a tumbar ese mito de que la seguridad es un tema de la derecha. La seguridad es una necesidad de todos los colombianos sin importar su partido”, afirmó De la Calle arropado por varios de sus seguidores.

En medio de los gritos de victoria, en un salón de hotel del norte de Bogotá, el candidato presidencial reafirmó la necesidad de cumplir con lo que se acordó con las Farc en La Habana, pero advirtió que en el terreno político se opondrá a sus tesis.

“Queremos derrotarlos con votos y sin balas, a punta de argumentos”, anunció.

Igualmente, hizo un llamado a “remangarnos y trabajar por las cosas que nos unen” y dijo que aquí “no hay espacio para las mentiras que siembran odios, ni tiempo para las mezquindades que cosechan rencores”. 

“La verdad es que en Colombia hay quienes quieren convertir en pecado pensar con optimismo. Tenemos que creer que es posible enfrentar los desafíos descomunales y superarlos. No podemos dejar que el miedo dicte la dirección de nuestro destino”, afirmó De la Calle.

En todo caso, la consulta liberal de este domingo parece haber dejado a una colectividad fortalecida de cara al 2018 y con el camino despejado para liderar una alianza que permita defender el acuerdo de paz de aquellos que lo han cuestionado.