Bonilla  Soto pide que las 16 curules de paz “sean de verdad  para  las  víctimas”

El Representante  a  la Cámara  por  el Cauca  Carlos  Julio  Bonilla  Soto ha señalado que el  Gobierno nacional debe blindar ese  compromiso porque  “Si de verdad se quiere reivindicar a las víctimas en Colombia  se les debería adjudicar  rigurosamente las 16 curules de paz que se proponen dentro de las circunscripciones especiales”.

Así lo señaló el congresista  Liberal al defender  y sustentar una  proposición en  tal sentido  para que se respete la representación legítima a las víctimas  las cuales deben  participar y  someterse  un proceso de elecciones que no poseen garantías, no cuentan con financiación, como tampoco una estructura y encima  tienen  a sus  victimarios todavía en los territorios.

Este Acto Legislativo, según manifestó el representante Bonilla Soto, da cumplimiento al punto 2.3.6, del Acuerdo de Paz entre el Gobierno y las FARC, el cual estableció que las nuevas circunscripciones deben contar con reglas especiales para la inscripción y elección de candidatos, financiación especial y acceso a medios regionales y mecanismos especiales de acompañamiento para asegurar la transparencia del proceso electoral y la libertad del voto del electorado.

El dirigente  Nortecaucano dijo igualmente que “a pesar de que actualmente hay incertidumbre sobre los requisitos que las organizaciones interesadas en postularse a estas circunscripciones deben cumplir para candidatizarse, se está trabajando para resolver este asunto”.

Así mismo el  líder Liberal, explicó que se “tendrá en cuenta el riesgo de que se usen las organizaciones sociales con derecho, como fachada para avalar a candidatos que no representan realmente los intereses de las comunidades, ante lo cual se requerirá un control riguroso de parte de las autoridades electorales”.

Uno de los compromisos adquiridos por el Gobierno en el Acuerdo Final de Paz para fortalecer la democracia y robustecer la participación de todas las regiones del país fue el de crear en las zonas “especialmente afectadas por el conflicto, el abandono y la débil presencia institucional”  16 Circunscripciones Transitorias Especiales de Paz para la elección de un 16 Representantes a la Cámara, de manera temporal y por dos períodos electorales (2018 y 2022).

En castellano eso significa mayor participación para los ciudadanos de las regiones golpeadas por la guerra y por ello  el Representante Carlos  Julio  Bonilla  Soto exigió el mayor respeto para  con las  víctimas y que por  ende “con el propósito de garantizar las reglas especiales establecidas en el Acuerdo Final para estas Circunscripciones se otorgarán facultades al gobierno nacional para la reglamentar el presente Acto Legislativo”.

En  la jurisdicción  electoral del departamento del Cauca operarán dos circunscripciones  para  los próximos  comicios  legislativos  de Marzo del 2018; una que abarca 17 municipios: Argelia, Balboa, Buenos Aires, Caldono, Caloto, Cajibío, Corinto, El Tambo, Jambaló, Mercaderes, Morales, Miranda, Patía, Piendamó, Santander de Quilichao, Suárez y Toribío. Y otra para los municipios de Litoral Pacífico: Guapi, López de Micay, Timbiquí.

Esas reglas quedaron establecidas en el acto legislativo que desde junio  se estudia el Congreso y que plantea cuáles serán las zonas en las que se crearán dichas circunscripciones.

Por ejemplo, el articulado  advierte que los partidos políticos o movimientos que tengan representación en el Congreso o personería jurídica, incluyendo el partido que ha  surjido tras la desmovilización de las Farc, no podrán avalar candidatos y  establece también que los ciudadanos de dichos municipios podrán ejercer su derecho al voto para elegir a senadores y representantes a la Cámara común y corriente. Es decir, que en el caso de las elecciones de estos últimos, tendrán el derecho a votar dos veces.