CIRCULAR ROJA CONTRA FREDY RINCÓN POR CONDENA EN PANAMÁ

 

cc6d944aeb20acfaee6bb6e1b6e7764d

Aunque desde 2013 Panamá había pedido circular roja contra el ex futbolista vallecaucano Freddy Rincón en una investigación penal, en esta ocasión el documento colgado en la página web de Interpol señala que es requerido para cumplir una condena por los delitos de lavado y conspiración para traficar.

568159

En mayo del 2007 Rincón fue detenido en Sao Paulo (Brasil) por sus presuntos vínculos con el clan narcotraficante de los hermanos Rayo Montaño. Luego, Panamá abrió una investigación en su contra por presunto lavado de activos.

Rincón, quien siempre ha reconocido su amistad con el señalado narcotraficante y negado cualquier vínculo ilegal, tuvo participación en la empresa panameña de pesca Nautipesca, que fue señalada de prestar sus lanchas para transportar cocaína a Estados Unidos.

En su momento, la Dijn de la Policía señaló que conocía la orden de captura contra Rincón pero que el tratado de extradición con Panamá no incluía el envío de ciudadanos colombianos.

En el 2006 arrancó la mala hora de Rincón. Su nombre empezó a sonar en los estrados judiciales por sus supuestos nexos con un narco que se inició como pescador artesanal y terminó organizando los más exclusivos torneos náuticos en Panamá.

Según la Procuraduría General de ese país el exfutbolista y su amigo Rayo Montaño fueron socios en Nautipesca, empresa fachada usada para mover la plata del clan Rayo.

En Panamá, como parte de la investigación contra Rayo Montaño, las autoridades incautaron varias propiedades en las que Rincón supuestamente tenía cuantiosas inversiones. Al tiempo, la Fiscalía le adelanta en Colombia un proceso de extinción de dominio sobre cuatro de sus bienes en el Valle del Cauca. A finales del año pasado terminó la primera etapa de la investigación, que busca establecer de dónde salió el dinero con el que compró una casa, un apartamento y dos fincas.

Él nunca ha negado su amistad con Rayo Montaño, pero asegura que el hecho de que hayan crecido juntos en Buenaventura y que se hayan reencontrado en Brasil no implica que conociera de sus andanzas. “Esas propiedades salieron de un crédito. Tengo los papeles para demostrarlo, y nadie puede decir que soy un lavador de plata”, dijo en su momento.